Noticias

Fecha de publicación: 14/09/2017

Gobierno Vasco y Navarro organizarán un acto institucional de reconocimiento a las personas confinadas en el campo de gurs tras la guerra

El acto tendrá lugar en la localidad francesa de Gurs el 30 de septiembre

El Lehendakari Iñigo Urkullu y la Presidenta de la Comunidad Foral de Navarra, Uxue Barkos, participarán el próximo 30 de septiembre en un acto institucional para recordar y reconocer el sufrimiento injusto padecido por las miles de personas confinadas en el campo de concentración de Gurs, tras la Guerra Civil. Este campo, también llamado el “campo de los vascos”, en un principio estaba destinado a ser refugio de las víctimas del régimen franquista y finalmente se convirtió en un campo de concentración. Gurs fue destino de alrededor de 60.000 personas.

El Gobierno vasco y navarro organizarán un acto institucional al que serán invitadas las familias de quienes padecieron el drama del campo de Gurs, así como asociaciones memorialistas. El Gobierno Vasco hace un llamamiento a familiares que quieran desplazarse hasta el lugar para que se pongan en contacto con GOGORA, entidad que facilitará un autobús. (*)

Historia

El campo de Gurs, en sus inicios, fue un campo de refugiados construido en 1939 con el objetivo de albergar en él a combatientes republicanos de la Guerra Civil. No era el único, ya que ese mismo año el Gobierno francés había levantado varios campos para acoger a más de 250.000 personas refugiadas provenientes del Estado español. Las autoridades francesas aceptaron la petición del Gobierno Vasco en el exilio de acoger en Gurs a ciudadanas y ciudadanos vascos. Además, también llegaron combatientes de todos los rincones del Estado.

Al comenzar la Segunda Guerra Mundial llegaron a Gurs miles de personas huyendo del Tercer Reich, la mayoría judíos. Tras la ocupación de Francia por parte de los nazis, Gurs pasó a convertirse en un campo de concentración y allí trasladaron a miles de judíos presos.

El campo de concentración de Gurs fue destino de alrededor de 60.000 personas (6.500 vascas), procedentes de 52 países. Entre agosto de 1942 y febrero de 1943, seis convoyes transportaron a 3.907 de esas personas a Auschwitz.

En 1950 cerraron el campo y poco queda ya de él puesto que se destruyeron los barracones y en sus ochenta hectáreas se plantaron árboles.

(*)NOTA: Familiares que quieran desplazarse hasta Gurs, pueden ponerse en contacto con GOGORA (94 403 28 40 / gogora.idazkaritza@euskadi.eus)